lunes, 19 de diciembre de 2016

Expediente Político: Premio a la corrupción

Por Alfredo Calva
El gobierno que preside Francisco Vega de Lamadrid, premia a uno de sus mejores exponentes en hechos de corrupción durante su ejercicio gubernamental, Silvano Abarca Macklis, quien fue designado por obra y gracia del ejecutivo como delegado de la Secretaria General de Gobierno en Playas de Rosarito.

El alcalde en dos ocasiones de esa demarcación, fue recompensado por su actuación política en favor de los abanderados de su partido, el PAN, en las elecciones federal y local, en las que resultaron vencedores, hecho que va en contra de su labor como primer edil del quinto municipio en la que destacó su gobierno de dadivas y corruptelas.
Abarca Macklis heredó un gobierno de arcas vacías, con serio detrimento al patrimonio municipal, graves problemas de inseguridad y pesada deuda pública, a la administración que encabeza Mirna Rincón, quien tendrá que trabar arduamente para estabilizar, primero y posteriormente sacar a flote el barco que Silvano hundió a través de sus acciones de corrupción.
El dos veces alcalde de Rosarito en su afán de ocultar sus corruptelas, se ha dado a la tarea de distorsionar la realidad al manifestar que la ejecución de obra que se realizó en su gobierno, fue una labor y gestión propia de su ejercicio administrativo, sin embargo, esto no es más que el resultado de la gestión llevada a cabo por legisladores federales del Partido Revolucionario Institucional, que para fortuna de él, recayó en su gobierno la ejecución de las obras conseguidas por sus antagónicos políticos.
Obras como el Lienzo Charro, El Centro Tenístico de Alto Rendimiento, la Repavimentación del Boulevard Benito Juárez, o la Ampliación del Puente Machado, son ejemplo de lo antes expuesto, que con gran cinismo como es costumbre en Abarca Macklis, las etiqueto como logros personales.
Su actuar corrupto y promiscuo se le ha equiparado con su similar del municipio de San Blas en el estado de Nayarit, el también dos veces alcalde, Hilario Ramírez Villanueva, mejor conocido como ¨Layin¨, quien se hiciera famoso entre otras cosas, por su desparpajo y cinismo al admitir que cuando fue por primera ocasión primer edil, ¨si robo, pero poquito¨, y ahora este personaje intenta llegar a gobernar a su estado.
Ahora con la nueva encomienda otorgada por el panista mayor, Francisco Vega, para seguir succionando de la ubre gubernamental, y con la misma pasmosa falta de vergüenza que le es clásica, y confiando en la escasa memoria de los rosaritenses panista mayor, para que olviden rápidamente el daño cometido en su administración,  Silvano Abarca sueña con buscar en el año 2018 la candidatura de su partido, el PAN corrupto y corruptor de Ricardo Anaya, la diputación por el distrito VIII electoral federal.
Esperemos en que la memoria de los rosaritenses en verdad no sea laxa como lo cree y espera Abraca Macklis, y le cobren la factura, si es cierto que llega a ser candidato del PAN a la diputación federal.

Y mientras tanto….
El malestar ciudadano en Tijuana crece cada día al hacerse del conocimiento de la población, la intención del gobierno municipal que encabeza Juan Manuel Gastélum Buenrostro, de incrementar impuestos como el arancel del predial.

-----------------------------------

Ahora síguenos vía email, ¡Suscríbete!


* Gracias por compartir y darnos un "LIKE" en

Y en nuestra pagina:

No hay comentarios: