martes, 19 de julio de 2016

Tarjeta de sanidad busca prevenir el contagio de enfermedades infectocontagiosas

* A través del Departamento de Control Sanitario se realizarán los exámenes necesarios cada 6 meses y se otorgará la tarjeta de sanidad.

PLAYAS DE ROSARITO.- Producidas por gérmenes o por contaminación con diversas sustancias, las intoxicaciones alimentarias pueden ocurrir en cualquier época del año. Sin embargo, en verano aparecen con mayor frecuencia, pues el aumento de la temperatura y la humedad propician el desarrollo de enfermedades infectocontagiosas en los alimentos, señaló Karla García, Directora de Servicios Médicos Municipales.

 “La enfermedades más comunes causadas por un mal manejo de alimentos son la Salmonelosis, Fiebre Tifoidea, Brucelosis, Fiebre Paratifoidea, Parasitosis y Hepatitis A”, enumeró la doctora García al hablar sobre las consecuencias de no seguir las medidas adecuadas de sanidad.



Por ello, la Dirección de Servicios Médicos exhorta especialmente a los establecimientos y ciudadanos dedicados a la venta, preparación y distribución de alimentos a dar seguimiento de las indicaciones del Reglamento de Salud para el Municipio, el cual es aplicado por el departamento de Control Sanitario.

Para proteger a los consumidores, inspectores de este departamento visitarán cada seis meses establecimientos como restaurantes, hoteles y puestos ambulantes para verificar que estos cumplan con los requisitos necesarios para revalidar la tarjeta de sanidad expedida por Servicios Médicos Municipales.

Dicho documento deberá ser expuesto por el establecimiento en un lugar visible para los comensales, de acuerdo al programa de salud dentro del Reglamento de Salud Municipal.

La titular de Servicios Médicos informó que el costo de la tarjeta sanitaria es de 298 pesos, mismos que se cubren cada dos años, mientras que cada seis meses se cubre la renovación de vigencia, la cual tiene un costo de 60 pesos por concepto de consulta médica.

“Cumplir con los requisitos para mantener la tarjeta sanitaria, más que una obligación, es el deber de quienes manejan y venden alimentos, pues la salud de la comunidad está en juego”, concluyó Karla García.

-----------------------------------------------

Ahora síguenos vía email, ¡Suscríbete!


* Gracias por compartir y darnos un "LIKE" en

Y en nuestra pagina:

No hay comentarios: